Tu fuerza…

Construyes tu fuerza interior a través de abrazar la totalidad de tu experiencia, tanto las partes agradables como las difíciles. Abrazar la totalidad de tu experiencia es la definición de sentir una amorosa bondad por ti mismo.

Sentir una amorosa bondad por ti mismo no significa que debas asegurarte de sentirte bien en todo momento – tratar de acomodar tu vida para estar cómodo todo el tiempo. Más bien, significa acomodar tu vida de tal forma que tengas tiempo para meditar, para reflexionar, y para practicar una honestidad compasiva para contigo mismo.

En esta forma, te pones más en sintonía para darte cuenta cuándo estás a punto de morder el anzuelo, cuándo estás a punto de ser atrapado por la resaca de las emociones, cuándo estás aferrándote y cuándo estás dejando ir.

Este es el camino en el que te conviertes en tu verdadero amigo, tal y como eres, tanto con tu pereza como con tu valentía. No hay paso más importante que este.

«Pema Chodron«

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *